lunes, septiembre 16th, 2019
Banner Top

El supervisor Marco Antonio Reyes aclaró que la liberación masiva de solicitantes de asilo se da únicamente en áreas donde puedan asegurar su transporte a ciudades donde los esperan sus familiares, según el proceso federal

Por Catalina Navarro

Yuma, Arizona.- El estado de emergencia declarado por el Alcalde de Yuma por el creciente número de indocumentados que buscan asilo y son liberados en esa ciudad por las autoridades federales no puede ser replicado por el Gobierno del Condado de Yuma, porque la liberación se da con la intención de que se transporten a otros estados, aseguró el Presidente de la Mesa de Supervisores del Condado de Yuma.

Marco Antonio Reyes, actual supervisor (cargo similar a un diputado local en México) del Distrito 4, indicó que tras una reunión celebrada el lunes con Wendy Smith-Reeve, directora del Departamento de Manejo de Emergencias de Arizona (DEMA, por sus siglas en inglés) y Wes Dison, director de Operaciones y Coordinación de la agencia estatal, se llegó a la conclusión de que no es necesario tomar la medida.

“El acalde de Yuma (Douglas Nicholls) decidió en todo su derecho hacer esa proclamación, porque a diario son dejados en Yuma cientos de familias por parte de ICE (Agencia de Aplicación de Leyes de Inmigración) y me mandó una carta para que el Condado hiciera también una declaración de emergencia”, contó Reyes.

Reiteró que no hay bases para tal decisión, pues la jurisdicción del Gobierno del Condado abarca áreas no incorporadas a municipalidades, “hay ciertos requisitos que se deben cumplir”.

Es por ello que se decidió en general ver qué puede hacerse coordinados con el estado y el gobierno local, con acciones como apoyo a los sitios de albergue.

Ya llegó fenómeno a San Luis

Realmente, dijo Reyes, los asistentes a la reunión, entre alcaldes y oficiales de Policía de San Luis, Somerton, Yuma y la Tribu Cocopah llegaron a la misma conclusión, de que el asunto es generado por las acciones del Gobierno Federal.

“En este caso ICE y la Patrulla Fronteriza que están llegando a sus límites de cupo y están dejando ir esos migrantes sin dirección y lugar específico, de hecho creo que ya en San Luis se dejaron personas el fin de semana”, refirió.

Sin embargo, las familias que integran grupos de hasta 50 a 100 por día son dejados en Yuma porque hay un aeropuerto y sistema de transporte terrestre foráneo, y en San Luis porque hay sus taxis que pueden transportarlos a las ciudades desde donde se pueden ir en avión o autobús a estados donde les esperan sus “patrocinadores”, o parientes que se comprometen a mantenerlos mientras llega la fecha de presentarse ante la Corte de Asilo, “no se quedan aquí, están en transición”, aseguró.

Recursos de contribuyentes

“La Administración de Yuma está entre la espada y la pared”, consideró Reyes, “porque hay muchos ciudadanos que no ven con buenos ojos que se usen fondos públicos para cubrir esas cosas, los anglos son muy controversiales en ese sentido”.

Dijo que Nicholls está tratando de hacer lo que puede, dentro de sus capacidades.

“En la reunión llegamos a la conclusión de que mientras el Congreso no discuta las leyes de asilo vamos a tener este flujo de familias así porque en Guatemala, Honduras y El Salvador, países de donde vienen, ya se dieron cuenta de que pueden venir a declararse en calidad de asilados y pedir el proceso en Estados Unidos”, lamentó.

El próximo mes de mayo se integrará en la agenda de la reunión regular de la Mesa de Supervisores el tema, anticipó, para llegar a un consenso general.

Mientras tanto, se espera que los indocumentados sean ayudados en sitios que apoyan agencias no lucrativas, apoyadas con donaciones del público.

Banner Content
Tags: , ,

Related Article