jueves, diciembre 12th, 2019

Ambos residentes, una de Yuma y el otro de Mesa, traían un total de 164 libras del narcótico denominado “duro” por las autoridades por ser fuertemente adictivo y dañino para el organismo

Por Catalina Navarro

Yuma, Arizona.- Dos ciudadanos norteamericanos, entre ellos una mujer de Yuma, y un hombre de Mesa, Arizona fueron interceptados por oficiales de la Aduana de Andrade, California, cuando intentaban cruzar con metanfetamina escondida en sus autos.

Los hechos se registraron el fin de semana, según voceros de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), cuando en total se decomisaron 164 libras del fuerte y adictivo narcótico.

El viernes, a eso de las 6:15 de la tarde, oficiales del Puerto de Andrade, que limita con el poblado Los Algodones, Baja California, enviaron a inspección secundaria a una mujer de 26 años, a bordo de un auto Volkswagen, de la línea Routan, modelo 2009 y color plata, tras que un perro adiestrado para la búsqueda de drogas los alertó.

Durante la revisión, fueron descubiertos 95 paquetes envueltos que resultaron ser de metanfetamina, con un peso de 108 libras.

Los paquetes que en la calle podrían valer hasta 172 mil 800 dólares, estaban escondidos en los páneles de luces, en el tablero, las llantas y las puertas del carro.

La mujer, ciudadana residente de Yuma, Arizona, fue puesta en custodia por cargos federales.

El segundo decomiso se registró el domingo, a eso de las 2:00 de la tarde, cuando un oficial refirió a un hombre de 30 años, a inspección secundaria.

Los oficiales especializados en revisión de autos y con la ayuda de un canino detectaron en el auto Toyota Camry color dorado un total de 56 libras de metanfetamina, dispersas en 55 paquetes que estaban colocados dentro de la carrocería de las puertas del auto.

El decomiso hecho al ciudadano de Estados Unidos, quien vivía en Mesa, Arizona podria haber tenido un valor en el mercado negro de hasta 90 mil 144 dólares, lo que fue impedido por los oficiales.

Ambos ciudadanos fueron procesados para ser transportados a la Cárcel del Condado de Imperial, California, donde esperarán su audiencia de arraigo de cargos ante la Agencia de Inmigración y Aduanas conocido como ICE.

Tags: ,

Related Article